Edición del lunes 01 de Septiembre de 2014

Temporada de invierno en la noche sevillana

Marta del Valle Pascual

En Sevilla sabemos que la temporada de invierno, de frío, de compartir cigarrillos en la puerta de los bares, comienza cuando dan lugar las inauguraciones de las discotecas y bares cerrados.

Imagen del Budha, Kudéta, en Plaza de Armas.

Las terrazas de verano tienen sus días contados, eso es algo que sabemos todos. Se acabaron las largas colas para ir al baño del bar Chile, donde el bullicio toma protagonismo en la calle. Estos mercadillos al atardecer en Prado. Mojito a la orilla del Guadalquivir en Puerto de Cuba, con la majestuosa calle Betis como protagonista. Las noches locas a caballo entre Alfonso y Bilindo... y un sinfín de oportunidades que nos ofrecía la temporada de verano al caer la noche sevillana.

Discoteca Antique.

Pero bueno, tampoco podemos quejarnos (en realidad nunca podemos) de lo que nos ofrece esta temporada de invierno la capital andaluza. El pasado Jueves, para empezar, tuvo lugar la inauguración de Groucho. Entre un ambiente muy italiano, muchas caras conocidas se dieron cita en la calle Federico Sánchez Bedoya, 20. Comenzó a las 22.45hrs con algo de retraso, pero es  verdad eso que dicen que lo bueno se hace esperar.

Fue un no parar de platos de degustación  de cocina italiana, además de cervezas y la primera copa invitada. Más entrada la noche, se ofreció pizzas como re-cena. La música, algo más innovadora o actual, sin dejar atrás ese “voy a pasármelo bien-Hombres G” clásico del lugar. Grouxo ha sido el primero en dar el pistoletazo de salida. El viernes fue el turno en Dadá, quien da un lavado de imagen, e intenta tomar protagonismo.

Pronto vendrá la inauguración e O´clock, algo esperado, ya que es el lugar más frecuentado por los jóvenes. Al igual que Hoyo 19, que se estrenó el pasado año, y gracias a su éxito repite de nuevo esta temporada.

Buda (KUDETÁ), es una de las discotecas más grandes en el centro de la ciudad. Compuesta por tres plantas diferentes, con estilos de música totalmente distintos. Hay para todos los gustos!

Detalle del interior de Groucho.

Antique, ya sea en verano (Rosso) o en invierno, siempre tiene un lugar privilegiado en la noche sevillana. Numerosas caras conocidas del panorama actual tienen visita obligatoria al pisar la capital.

Por supuesto no dejemos atrás esos barecitos con tanto encanto y arte, donde nos dan las claritas del día entre flamenco y bulerías.

Otra cosa no, pero bares, y bares de copa, tenemos los suficientes. Por ello sólo nos queda hacer un recorrido, ir saltando de unos a otros y así poder disfrutar más a gusto y en mejor compañía de este largo invierno que nos espera.

Comentarios

Dejar un comentario




HTML Snippets Powered By : XYZScripts.com